Kale y Sus Excelentes Aportes Nutricionales.

Kale y Sus Excelentes Aportes Nutricionales.

La Col Kale  es un producto que está tomando posiciones como ingrediente por excelencia para la preparación de comidas y bebidas nutritivas y parece que llegó para quedarse gracias a sus excelentes aportes nutricionales.

Estamos muy habituados a la col de siempre, a la que estaba en las cocinas de nuestras madres y abuelas y que de niños no soportábamos, ni su sabor y menos aún su olor pero, que de mayores y de forma consciente, cada vez nos gusta más y la incluimos en nuestras recetas. Pero además  de esta col, ahora empiezan a llenar nuestros mercados otras clases de col, y la gran estrella es la Col Kale.

Kale es una planta nativa de la costa sur y oeste de Europa que actualmente -gracias a su riqueza nutricional- se cultiva ampliamente en todo el Viejo Continente, Japón y Estados Unidos.

Su cosecha se da durante los meses de invierno, entre noviembre y marzo, ya que el clima frío mejora la calidad de su sabor.

La Col Kale también denominada Col Crespa (imaginamos que por su apariencia) es un vegetal incluido dentro del grupo Brassica oleracea, dentro del cual están otras verduras tales como la coliflor, las coles de Bruselas o el brócoli, por ejemplo.

Tiene un alto valor nutricional con innumerables beneficios gracias a su elevado contenido en hierro (incluso más que la carne de vacuno) y de calcio (135 mg por cada 10 gr. lo que supone más que la leche de vaca). Además de estos dos grandes nutrientes, cabe destacar su aporte de vitamina C (superior en 10 veces a las espinacas), vitamina A y K. La primera de ellas, la C, ayuda a la absorción de hierro y es ideal para aquellas personas que tienen deficiencia en ferritina, mientras que la vitamina A es imprescindible para la buena salud de nuestra piel y la vista. A todo esto hay que añadir su riqueza en cobre, potasio, sodio y magnesio que ayuda a las funciones diuréticas, liberando la retención de líquidos y disminuyendo la hipertensión arterial.

   “La col Kale tiene más calcio que la leche de vaca, más hierro que la carne y más vitamina C que las espinacas”

Las plantas crucíferas como el brócoli, la col, los nabos, la col kale, o los berros ayudan a prevenir el cáncer. Cuando las consumimos forman compuestos como el indol-3-carbinol y el sulforafano, que han sido investigados por sus efectos anticancerosos.

¿Qué más nos aporta la Col Kale?

Pero los grandes beneficios de este vegetal no se quedan aquí, sino que suman y siguen. Tiene un escaso valor calórico, lo que nos permite consumirlo sin que nuestros niveles de grasas y colesterol se vean afectados. Además, contiene ácido fólico en grandes cantidades, así como ácidos grasos omega 3 (muy beneficiosos especialmente durante el embarazo).  Todo ello hace que muchos la consideren como un “vegetal con superpoderes” y es que, no podemos tampoco olvidar el extra de fibra que aporta cada ración, ayudando también al buen funcionamiento intestinal y nivelando el azúcar en sangre.

 

Tags:

Si te ha gustado este post, te podría interesar...

Sin comentarios todavía.

Los comentarios están cerrados.

Este sitio web utiliza cookies para mejorar la experiencia del usuario. Al continuar navegando aceptas su uso. Más información

ACEPTAR
Aviso de cookies